Cuando queremos cambiarnos de coche, normalmente solemos pensar en comprar un coche nuevo, uno de ocasión, adquirir un coche de segunda mano o contratar un renting. Posiblemente no hayas pensado que hay otra vía que puede ser muy útil: el intercambio de vehículos. ¿Cómo hacer un intercambio de coches y por qué? Te lo explicamos todo en este artículo de Traspacar.

Imagínate que dispones de un vehículo y necesitas adquirir otro de forma veloz, posiblemente por un cambio inminente de residencia o un cambio importante en tu vida. Si quieres comprar un coche, tendrás que vender el tuyo y ambos procesos podrían quitarte mucho tiempo. Por ese motivo, podrías optar por el intercambio, ya que en una sola operación podrías deshacerte de tu anterior vehículo y adquirir el que deseas.

Esta podría ser una buena opción por ejemplo si vas a mudarte a un sitio en el que necesites circular con un coche de prestaciones similares a las de un 4×4 o un SUV y necesitas vender tu turismo. O si por ejemplo, quieres comprar un coche familiar y a la vez vender tu vehículo actual porque vas a tener un bebé en breve.

Si optas por comprar y no por el intercambio, tendrás que anunciar tu coche, realizar varios encuentros con posibles compradores para que vean el vehículo, venderlo, firmar el contrato de compraventa y hacer el cambio de nombre. Y posteriormente, ya podrás realizar la búsqueda de tu nuevo coche. O por lo contrario, podrías realizar estos dos procesos a la vez. Sea como fuere, la suma de los dos procesos supone una pérdida de tiempo y un esfuerzo mayor a la del intercambio.

Anunciar la voluntad de intercambio, clave

Otro caso en el que puede venirte bien el intercambio de vehículos puede ser cuando quieras un modelo de coche muy específico que pueda tener un valor similar al coche que tienes actualmente. Posiblemente encuentres a la persona que quiere realizar ese mismo cambio a la inversa si anuncias esa voluntad de intercambio.

Imagínate que tienes un turismo y necesitas un SUV y que hay otra persona que tiene un SUV y quiere un turismo para ir por ciudad. Puede suceder. Si anuncias que estás abierto a ese tipo de intercambio, será mucho más probable que puedas efectuarlo.

¿Cómo hacer un intercambio de coches? Deberás realizar un buen anuncio en los principales portales web especializados
¿Cómo hacer un intercambio de coches? Deberás realizar un buen anuncio en los principales portales web especializados

¿Cómo hacer un intercambio de coches? Pasos a seguir

El intercambio de vehículo consiste en entregar tu coche actual a cambio de otro. Es decir, es un trueque en toda regla. Sin embargo, muchas personas desconocen qué proceso deben realizar y los trámites que deben hacer para efectuar ese truque. ¿Cómo hacer un intercambio de coches? A continuación, te indicamos todos los pasos a seguir.

  1. Valora tu vehículo: Lo primero que debes hacer es calcular el valor actual de tu vehículo. Para que el intercambio sea satisfactorio, tienes que conocer el precio real de tu coche para que no pierdas dinero en el intercambio. El valor de tu vehículo dependerá de múltiples factores, como la depreciación por años, el estado del coche, el kilometraje, su valor en el mercado de segunda mano, etc.

    Para pensar en un  intercambio de vehículo, lo más fácil es hacerlo entre dos coches de valor similar. Es decir, para ello es esencial que tengas en cuenta el valor oficial y depreciación por antigüedad de ambos vehículos, el valor de mercado y su estado. No obstante, si quieres realizar un intercambio de vehículos de valores distintos, el propietario del coche con un precio menor puede abonar la diferencia.
  2. Anuncia tu voluntad de intercambio: Anuncia que quieres intercambiar tu vehículo en páginas web de truques, pero también puedes anunciarlo en páginas de compraventa de vehículos. Indica que estás abierto a dicha posibilidad, y en caso de tener muy claro el modelo de vehículo que quieres, comunícalo en la descripción para poder informar al usuario. La descripción del estado del vehículo es fundamental y debe ser detallada. Evita las faltas ortográficas, ya que son signo de dejadez y generan desconfianza. Además, adjunta fotos de calidad.
  3. Visita en persona: Para conocer el estado del vehículo es fundamental realizar una visita al coche en persona, conducirlo, hacerle una revisión en un taller de confianza para detectar posibles daños y solicitar el Informe DGT para comprobar que el coche no esconde ninguna trampa. Por ejemplo, podrás conocer su historial de taller y cuántos propietarios ha tenido, algo que te puede dar pistas clave sobre su estado real.
  4. Comprueba que no habrá problemas: Como hemos dicho en el punto anterior, solicitar el Informe DGT debería ser un paso obligado. No solo te permitirá detectar posibles fraudes, también podrás comprobar que no haya ningún impedimento legal para hacer el futuro cambio de nombre de vehículo. Podrás saber si el actual propietario tiene multas graves o muy graves pendientes, si ha pasado la ITV, si ha pagado el Impuesto de Circulación, y muchas otras cuestiones.
  5. Contrato de compraventa: Realiza un contrato de compraventa con puntos muy concretos en los que se den muchos detalles sobre el estado del vehículo y sus elementos, para así evitar posibles problemas futuros.
  6. Impuestos: Debes saber que aunque se trate de un intercambio de coches, deberás pagar los impuestos de transferencia de vehículo de segunda mano entre particulares por la adquisición de otro coche. Así pues, tendrás que pagar el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales. Esta cantidad podría ser diferente entre ambas partes, ya que vendrá directamente marcada por el valor del coche adquirido según las tablas de hacienda.  Toda la información sobre el ITP, aquí: Calcular el ITP de coche gratis.
¿Cómo hacer un intercambio de coches? Sigue los pasos de este artículo y después haz el cambio de nombre de vehículo
¿Cómo hacer un intercambio de coches? Sigue los pasos de este artículo y después haz el cambio de nombre de vehículo

Cambiar de nombre un coche

Por último, deberás realizar el cambio de nombre de coche para obtener el permiso de circulación contigo como propietario del vehículo. Puedes hacer el cambio de titularidad de vehículo sin desplazarte a la DGT ni tener que hacer colas, de forma totalmente online en Traspacar.

Además, haciendo el trámite en Traspacar, nuestros profesionales se encargarán de realizar el pago del ITP en tu lugar, evitándote así más dolores de cabeza.